Saltar al contenido

ARGENTINA TAMBIÉN ES CAMPEÓN EN INFLACIÓN

—Sobre las elecciones presidenciales en octubre de 2023—

“El mundo gira hacia la derecha, y eso es notorio

en América Latina. Lo que pasa en Brasil pasa

en Argentina y lo que pasa en Argentina pasa en

Chile, asoma en Venezuela y se frustra en Ecuador.

El neoliberalismo es una persistencia

poderosa en nuestra historia”.

José Pablo Feinmann

En tanto, se encuentran en su recta final las campañas de los candidatos para la presidencia de la República de Argentina para las elecciones del domingo 22 de octubre de 2023, resulta que, los medios de comunicación, han publicado el dato de la tasa de la inflación del mes de septiembre de 2023, que es de 12.7%. Y, la tasa anualizada para este año se encuentra en una cifra récord de 138.3%, solamente Venezuela se encuentra por encima de Argentina con el 158.3%, anualizado en 2023, lo cual más que un dato estadístico es un dato a favor de la campaña electoral de quien pareciera será el triunfador de las elecciones el próximo domingo, el economista Javier Milei, y que ha tomado ventaja sobre los restantes candidatos: Patricia Bullrich, el candidato oficial Sergio Massa, que dicho sea de paso, es el ministro actual de economía y que con esas tasas inflacionarias es inminente su derrota, y los otros dos candidatos: Myriam Bregman y Juan Schiaretti.

Desde los cacerolazos de los días del 18 al 20 de diciembre de 2001, en donde uno de los gritos de la población en las manifestaciones y revueltas que se presentaron en Buenos Aires y que circuló por toda esa nación, fue: ¡Qué se vayan todos!, haciendo alusión de la incompetencia de los gobernantes, el país actual campeón del mundo en fútbol, ha sido propiamente gobernado por la izquierda, salvo el paso lamentable del gobierno de Mauricio Macri, y que han vivido el grave problema de no poder controlar la inflación.

La inflación, uno de los graves problemas con que cuentan los gobiernos de izquierda, que normalmente no cuentan con las herramientas para poder controlar ese problema económico, que es evidente todos los días en los bolsillos de los ciudadanos de a pie. Han pasado ya diversos presidentes de la República de Argentina y no han controlado la inflación, por el contrario, cada día se va aumentando la tasa inflacionaria a grados prácticamente ilimitados, como las tasas inflacionarias con que se contaba en México en la década de los ochenta del siglo XX.

Este problema económico, tan grave, es la mejor publicidad con que cuenta el candidato que está liderando las encuestas, candidato de derecha y que, dentro de lo que enuncia en sus discursos, es la dolarización de la economía de Argentina, algo similar con lo que sucedió en Ecuador desde el año 2000, es decir, que la moneda de uso corriente, en este caso deje de ser el peso argentino, y sea, por tanto, el dólar. Para ello, pretende desaparecer el banco central, para que las políticas monetarias, ya no dependan de ese órgano, sino de la fluctuación cambiaria libre de la oferta y la demanda. Con ello, sostiene que se pretende frenar la inflación que, hoy, no se entiende cómo se ha llegado a tasas tan exageradamente altas.

Este candidato de derecha, que es inminente ganador de las elecciones del país del tango, aplicará políticas neoliberales, pues es la propuesta que ha sostenido desde la campaña electoral, que a decir de los que saben, el éxito de esta tendencia económica, proveniente de la Universidad de Chicago, es que sabe como frenar la inflación. Prueba de ello es lo sucedido con México una vez que llegó al poder el presidente Salinas de Gortari, aunque la presidencia previa de Miguel de la Madrid ya estaba implementando esas mismas líneas neoliberales que son las que hasta hoy nos gobiernan.

El tiempo dirá, en primer término, si resulta ganador este candidato de la derecha, además resultará novedoso conocer como se aplicaran esas políticas públicas que prácticamente son de emergencia para resolver tantos problemas que conlleva la inflación tan alta en el país Sudamericano como es el cierre de empresas medianas, pequeñas y micro, desempleo al por mayor, delincuencia, y sobre todo, la salida de muchos ciudadanos a otros países a probar suerte en donde no nacieron y que pretenden contar con un futuro mejor. Pareciera que, el convencimiento a los votantes será: ¡Parar la inflación! (Web: parmenasradio.org)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: ¡¡El contenido está protegido!!